VENDÉ Y COBRÁ A TODO EL MUNDO !!

Con CuentaDigital.com cobre con PagoFacil RapiPago y BaproPagos

martes, 12 de enero de 2010

LOS ROSALES

El ROSAL es una de las especies de jardín más cultivada por la diversidad de formas, color de sus flores y su capacidad de adaptación a diferentes condiciones de terrenos y climas.
Su historia se remonta a los sumerios, de Babilonia y Persia hace 5.000 años.
En la antigua China se cultivaba para obtener el aceite para hacer perfumes.
En Europa hasta fines delo 1700 había solamente dos tipos de rosas LA GALLICA , arbusto de porte erecto y color rojo intenso y LA LUTEA o Rosa amarilla de Persia, de flores simples de color amarillo oro y olor desagradable. En 1810 se introduce el ROSAL DE LA INDIA arbusto vigoroso muy ramificado, de flores dobles rojas, rosadas o blancas. Este rosal también se lo conoce como ROSA DEL TE, porque su olor recuerda al del té.
El cruzamiento entre la Gallica y la Indica, originan la ROSA HIBRIDA DEL TE (foto), de porte erecto y flores grandes bien proporcionadas y altas en el centro.
Otro tipo de rosas son las FLORIBUNDAS, con flores mas chicas que la ROSA H. del TE, y que pueden ser simples, dobles o semidlobles agrupadas en racimos y floración continua hasta las primeras heladas. En la Argentina se las conoce también como las siete hermanas. Son ideales para ornamentar el jardín o el florero.

LA FORMA O PORTE DEL ROSAL:

Rosal de Pie bajo: alcanza de 0.40 cms a 1.20 mt de altura, dentro de esta variedad esta la ROSA HIBRIDA DEL TE y las FLORIBUNDAS cultivadas.


Rosal Arbustivo: alcanza de 0.60 a  2.00 mt de altura con un diámetro de 0.40 a 1.00 mt. Produce  flores de menor tamaño en cantidad.


Rosal Miniatura: alcanza como máximo los 0.30 mt de altura. Las flores dobles en escala reducida con una amplia gama de colores e intensamente perfumadas, hacen de este rosal la planta preferida para cultivarla.


Rosal de Pie alto: alcanza de 0.80 a 1 mt de altura formando una copa ramificada tipo arbolito. El injerto debe realizarse sobre el pie o el tallo.


Rosal Trepador: alcanzan de 1.80 a 3.50 mts de altura y un diámetro de 2.5 a 5.00 mts.
Produce ramas  de gran crecimiento y muchas variedades de las trepadoras producen floración contínua, superando a las de floración primaveral. Requieren de espacio amplio.


Rosal Llorón: se injerta a 1.50 mts de altura sobre una base fuerte en forma similar al rosal de pie alto. Es una gran trepadora que al tener un gran crecimiento tiene ramas péndulas.


Utilización de Rosales en el Jardín


De Pie bajo: en macizos procurando formar manchas irregulares y en lo posible unicolores para resaltar la tonalidad. Se plantan a 60 cms de las paredes y 50 cms entre las plantas. Las variedades floribundas utilizadas en hileras simples en bordes o setos muestran un aspecto prolijo cuando se disponen mas apretadas.


Arbustivos: como ejemplares aislados o agrupados en número de hasta cinco, distanciados entre 80 a 90 cms para un buen desarrollo de las ramas.


Miniaturas: de gran efecto decorativo para colocar a los bordes de un camino, entre rocas u otro uso que sirva como decoración. Se plantan distanciados entre 40 a 50 cms.


Pie Alto: se puede utilizar como ejemplar aislado en zonas de césped, también se pueden utilizar en un rincón o mezclado entre otras plantas.


Trepadores: apropiados para cubrir paredes, muros ó pérgolas. También entre las rejas o sobre un emparrillado.


Llorón: participa como ejemplar aislado y punto de atracción por la silueta y el colorido de las flores dispuestas en cascada.


PODA DEL ROSAL


Rosa híbrida de Té: quitar todos los tallos secos y cortar las ramas a un largo de 15 a 20 cms en primavera antes de que broten.


Rosales arbustivos floribundos: el primer año se poda en forma similar a la rosa híbrida deTé. A partir del segundo año se eliminan las ramas débiles o mal formadas y las que crecen hacia el interior de la copa. Las ramas que quedan se recortan un poco en los extremos para mantenerlos bien.


Rosal de pie alto: requiere de una poda mediana, es decir se cortan las ramas mas altas dejando 5 yemas antes del final de la rama.


Rosal trepador: se acorta un tercio de las ramas después de la floración. A fines de invierno se podan las ramas que florecieron durante la temporada anterior, dejando de 3 a 5 yemas. Las ramas que no florecieron se dejan pues estas darán flores en primavera.


Rosal miniatura: La poda se reduce a una limpieza de ramas y flores secas. Se consigue una mata de forma regular suprimiendo 2-3 cms de la parte superior de sus ramas.







No hay comentarios:

Publicar un comentario